Memòries del Montjuïc...
i d'altres fets esportius
Memorial Jaume Monzó
Amb la tecnologia de Blogger.

Identidades. Alfons Cànovas Lapuente

28 de gen. 2021

 

Alfons Cànovas Lapuente en los primeros años cuarenta del siglo XX
Fuente: Archivo familia Cànovas


El apartado de Identidades cumplirá en este bloque una función similar a la que hace el Carnet de Socio para las personas que en uno u otro momento han formado parte del C.N. Montjuïc. Es decir que nos permitirá hacer un perfil de aquella gente que, sin haber pertenecido al club, han tenido una relevancia en el mundo de la natación, el waterpolo o en otros ámbitos del deporte en general. También, como ocurre en el caso del Carnet de Socio, algunas de las Identidades estarán basadas en entrevistas personales, pero en los casos en que esto no sea posible acudiremos a la documentación de que podamos disponer (*).

En los primeros días de marzo de 2019 hemos emprendido el camino tantas veces recorrido hacia la Barceloneta, justo al comienzo del paseo Joan de Borbó, donde vive Alfons Cánovas Lapuente en su amada 'ciudad'. A sus 101 años ya cumplidos y tramitando los 102 para el próximo noviembre Alfons mantiene las reservas de energía suficientes para continuar con una actividad que, aunque necesariamente más moderada, no deja de causar admiración por su fortaleza mental y emocional. De modo que la conversación con él fluirá con la máxima naturalidad.

Nací el cuatro de noviembre de 1917 en Guadalupe, un pueblo de la huerta murciana, a unos cuatro o cinco kilómetros de la capital que realmente no era ni pueblo sino una pedania, que se decia. Cuando tenía tres años me llevaron a Barcelona y me dejaron con la abuela que vivía en la calle de Salamanca n. 45. No se muy bien porque fui el primero de mi núcleo familiar en venir a Barcelona. El caso es que mis padres se conocieron aquí pero después se fueron a Murcia a vivir y como que las cosas no les fueron muy bien tuvieron que volver a Barcelona a buscarse la vida y yo fui el primero que llevaron de prenda para vivir con la abuela que ya estaba en la Barceloneta desde tres o cuatro años antes. La Barceloneta ha cambiado mucho desde entoncesen relación al ambiente y al talante, aunque geográficamente no ha cambiado mucho porque sólo puede ir un poco hacia arriba, porque el espacio lo tiene muy limitado, no? ... es decir que estructuralmente ha cambiado muy poco.

Cuando llegué el barrio tenía una playa de pescadores humildes con barcas pequeñas que iban a remo, la mayoría, o a vela algunas mas ... porque las que iban motorizadas ya paraban dentro del puerto. En este ambiente de pescadores y portuarios que predominaban en el barrio, fue donde yo pasé mi infancia.

La familia al completo, de izquierda a derecha: Alfonso, Juan, Pepita, 
José (el padre), Juanita (la madre) con el bebé Victor en brazos y Antonio.
Fuente: Archivo familia Cánovas. Ft. SI

En casa de la abuela vivía con ella y sus hijas, Anita e Isabel. También vivia el Cecilio que para mí era como un hermano. A los cuatro o cinco años me llevaron a la escuela de la calle Guitert, que era una escuela nacional con un maestro que ha significado mucho para mí y que se llamaba Gabriel Comas y Ribas, Don Gabriel como le llamábamos, un mallorquín de Manacor que era un maestro de verdad en todos los aspectos; que quizás no era una gran eminencia como maestro, pero era muy humano y fue muy bueno para mí.

De aquellos años de lo que más me acuerdo es de cuando de pequeño caí enfermo grave. Cuando ya tenía siete años un jueves por la tarde iba con mis padres hacia Can Jorba, porque ese día daban globos gratis, y yo caminaba unos pasos por delante de ellos y se dieron cuenta que iba cojo ... resultó que tenía unos tumores en las ingles de las dos piernas y tuve que estar casi tres años en la cama, encajonado allí en casa de la abuela con toda mi familia que ya había venido de Murcia y vivíamos todos en la misma casa, en un 'cuarto de casa' (**) con tienda. En aquellos tiempos mi padre se pasaba la vida viajando por el trabajo, el pobre... en toda mi vida quizás he hablado con él, lo que se dice tener una conversación larga, media docena de veces y ya sería mucho ... y después, cuando la guerra, un bombardeo lo mató aquí en el muelle

Alfons Cánovas escribió, con la ayuda del documentalista Andrés Gabriel Tomas, el libro de "Memòries des de la Barceloneta" publicado el año 2015 donde los recuerdos de su infancia se mezclan con una especie de 'biografía' de la Barcelona del siglo XX. Recomendamos su lectura para cualquier amante de la Barceloneta y de su hermana mayor, Barcelona, ​​que las quiera conocer de manera más amplia a través de la mirada de aquel joven que soñaba con ser carpintero y que después de sus primeros trabajos se convirtió en un aprendiz de joyería

Portada del libro de Alfons Cánovas publicado por la editorial Alrevès, 
Barcelona 2015. Font: Arxiu JCE

Pude estudiar sólo hasta los 12 años y entonces me puse de aprendiz con un relojero y joyero cercano al barrio, en la calles Obradors n. 6. Cuando ya tenía unos quince o dieciséis años es cuando me acerqué al mundo de la natación. Delante de donde vivíamos en la calle de Salamanca había unos chicos que se llamaban Devesa y especialmente con el Paco, que era de una edad muy similar a la mía, hicimos una buena amistad y fue a a través de ésta que me hicieron socio del club en 1933 que entonces se llamaba Barceloneta Amateur Club (BAC). El BAC se había fundado el 29 y primero se llamaban "Lobos de mar" (ríe), pero se dijeron ellos mismos "hombre, quizás es demasiado, no? ... demasiado exagerado !" y le cambiaron el nombre. Aquellos años en el BAC todo estaba escrito en catalán hasta que llegó la represión franquista y tuvimos que cambiar y ponerlo "en castellano, como manda el régimen" ...

El club se había fundado en la calle Juicio 13, en la taberna donde vivía el secretario y fundador Antoni Bayarri Ayza, que era guardia 'urbano' del ayuntamiento aunque no vistió nunca de uniforme porque se había colocado en las oficinas; era un hombre que valía mucho, pero un poco demasiado creido de él mismo, eh? ... se lo hacía valer. El dueño de la taberna era el padre de Bayarri y el club tenía los vestuarios en el sótano del bar de forma que nos desnudábamos y salíamos con un taparabos y la toalla, que no teníamos albornoz, eh!,. .. y corriendo hacia la playa. Poco tiempo después ya hicimos nuestro local junto a los Baños San Miguel al final de los chiringuitos y al otro lado de donde estaba el local del Atlético. El local nos lo hicimos nosotros mismos haciendo de cerrajeros, de paletas, de carpinteros ... allí no entró ningún profesional o si algún entró no cobró por su trabajo. Durante la guerra tuvimos la santa desgracia que una bomba de los italianos lo tiró al suelo

Primer local del Barceloneta Amateur Club los años 30's del siglo pasado.
Fuente: Página web del C.N. Atlètic-Barceloneta. Ft. SI

De modo que al Alfons adolescente, con sus quince años, ya lo hallamos introducido plenamente en el ambiente de la natación y el waterpolo que, aparte de su vida laboral y familiar, centrará gran parte de su actividad en los años venideros. Nadador y waterpolista primero, directivo más tarde; su vida social y societaria girará alrededor del BAC y, más adelante, del Club Natación Barceloneta en que se acabó transformando áquel.

Como nadador he sido muy malo (ríe), mira si era malo que cuando hacía pies con la 'tabla' me iba hacia atrás !... era muy malo yo... con la braza aun me iba algo mejor, pero con el crol... hacia atrás; de manera que lo que hice fue cambiar de estilo ... y, mira por donde, después me salió un hijo bracista ...

En mi época el entrenador era el Pros, que es el primero que tuvo el Barceloneta. Aquel hombre era todo un personaje y que tenía mal genio, eh! ... osti cuando se enfadaba !..., el caso es que a veces por él tuvimos muy mal cartel que allí donde íbamos se decían "cuidado, que ya están aquí los 'musclaires' (mejilloneros)... ", porque nos decían los 'musclaires' por ejemplo en Martorell ... pero sobre todo en Sallent que una vez en un partido de waterpolo tuvo que intervenir la Guardia Civil para protegernos y ayudarnos a salir de la piscina ... que no nos dejaban salir del agua !!.... Volviendo al Pros, él fue uno de los fundadores del BAC y fue el número 1, junto con el Bayarri, el Mùstic que fue el presidente, un tal Muntaner y algunos otros mas ...

Una vez pasada la guerra jugué mas a waterpolo. Yo siempre los acompañaba con un traje de baño ... un slip en el bolsillo, porque aunque no estuviera en la lista siempre faltaba uno u otro que no tenía interés por venir o que le faltaban los dos reales que valía el tranvía y el Cánovas siempre estaba a punto con su traje de baño ... lo más gracioso del caso, sin embargo, es que a veces este bañador servía para que pudiera jugar otro compañero que, por supuesto, era mas bueno que yo jugando y se lo había olvidado o venía a última hora cuando ya casi me lo había puesto y me lo tenía que quitar para dejarselo y decirle "toma, juega tú" ... esto lo ha hecho el Cànovas muchas veces, eh! ... hombre, no muy contento, no ? ... pero lo he hecho !.

Equip subcampió de Catalunya de 1a categoria B. a l'any 1943. Olmos, 
Ayza, Bayarri, Reynés, Monsonís: ajupits Cànovas, Granada i Llorens. 
Font: Arxiu família Cànovas. Ft. SI        

Y es que a mí me gustaba mucho jugar y no es por decirlo pero si he hecho algo bueno dentro de la natación ha sido cuidar de Barceloneta, en primer lugar, y jugar a waterpolo donde me colocaba de defensa derecho o izquierda, que me daba igual; de entrenar no entrenaba mucho porque no se podía, que entonces había mucha necesidad de ganarse los dineros y habia que trabajar ...

De modo que el hecho es que Alfons Cánovas ha vivido ochenta y siete de los noventa y dos años que ha cumplido el Barceloneta como club en solitario o conjuntamente con el Atlético, dedicando muchos de estos añosa lograr alcanzar los diferentes sueños que ha ido persiguiendo el club: primero el de un local social propio, después el de una piscina cubierta y siempre ir construyendo unas generaciones de nadadoras, nadadores y waterpolistas que pudieran competir con los primeros clubs de la ciudad y de todo el país ... hay que decir que en este sentido casi todos estos anhelos se han transformado en verdaderas realidades, hasta llegar a la actualidad en que el Atlètic- Barceloneta domina ampliamente la escena waterpolística nacional

Después ya fui presidente, que llegué a estar hasta treinta años en dos etapas. En la primera etapa cuando me animo a ir de presidente el que había en el cargo era el Bayarri, que era un superdotado como atleta y a mí me pasaba de un palmo, eh! ... era uno de los mejores jugadores de waterpolo que había en ese momento y hay que reconocerle el hecho de que aun siendo tan bueno como era no hubiera tenido nunca la intención de ir al Barcelona, ​​que siempre estaban a ver si lo podían fichar. Tan bueno como era jugando, como directivo era un poco demasiado pagado de sí mismo, muy posesivo y en un momento tengo una discrepancia y entonces me lo monto para forzar una asamblea que a mí, como demócrata que siempre he sido, me gusta trabajar de manera democrática y que los socios puedan elegir una nueva directiva. El caso es que de estos hechos la amistad con Bayarri y también con Borrego que era su gran amigo quedó algo tocada, pero con los años me congracié con los dos y supimos rehacer la amistad

En esta etapa estuve unos veinte años, desde el cincuenta y dos hasta el setenta o setentayuno creo, que fue una muy buena época del Barceloneta porque tuvimos muy buena gente, buenos nadadores y buenos jugadores de waterpolo y además conseguimos poder contar con la piscina cubierta, que se inaugura en esta etapa. De estos años guardo especial recuerdo de algunas de las cosas que pudimos hacer... por ejemplo creamos la Travesía del Paseo Marítimo, que tenenos la anécdota que en la primera edición no se pudo hacer el día previsto porque teníamos temporal de levante y había venido invitado Samaranch y se fue enfadado, sí ... sí (ríe) porque se suspendió, pero claro ... si hacía mala mar !.

Otro hecho muy importante fue cuando ganamos al Barcelona, ​​que era la primera vez que el ganaba otro club en una competición nacional ... 6-4 en nuestra piscina cubierta (20 de noviembre de 1969) con menos de un año que llevábamos en la piscina... yo les había dicho a los chicos que "os prometo que vamos a ganar al Barcelona el día que tengamos la piscina cubierta..." y así fue... el que no salía de su asombro era aquel socio del 'Natación' tan fanático que tenía una casa de lámparas... que era muy buena persona... Manguillot!, que era un gran amigo mío

Recorte de "La Vanguardia" del 21 de noviembre de 1969.
Fuente: Hemetoteca La Vanguardia

Al principio de aquella primera etapa aún estaba el Pros de entrenador que era medio profesional, porque cobraba poco pero cobraba algo y es que el hombre no ganaba lo suficiente con su trabajo y además completaba su sueldo yendo a buscar mejillones al rompeolas con el Celedonio Fernández, el famoso Cele como lo conocíamos por aquí, que fue un nadador de fondo excelente. Después al Pros lo sustituyó Olmos que estuvo sólo dos o tres años porque se tenía que levantar a las cuatro de la mañana para ir a trabajar en el mercado del pescado y por eso no aguantó demasiado tiempo... y es que todos las pasamos canutas después de la guerra, eh!... porque la guerra fue mala, pero después con el racionamiento se pasó hambre, que con la cartilla sólo te daban un poco de arroz, de aceite, algo de legumbres... que incluso la Perón tuvo que traernos un barco lleno de trigo porque no teníamos suficiente para hacer pan (ríe) ...

Cuando el Olmos plegó me ​​fui a buscar al Polichón que yo creo que fue toda la vida entrenador, no? (rie)... y estuvo hasta que se cansó. Él presumía de que desde la edad de doce años ya no sabía lo que era trabajar y se daba a la buena vida... estaba con otros amigos muchas noches en la 'Bombeta' hasta que se les hacía de día y yo lo fui a encontrar para proponerle de entrenar, que además él tenía un hijo jugando al waterpolo. También es el caso que nos unía una gran amistad... porque además siempre se ha portado muy bien conmigo... y siempre me ha pegado broncas, eh!, quiero decir que no se cortaba para decirme "calla, calla, que tú que sabes ... tú que sabes, calla, calla! "... (ríe) y yo me reía porque se que él era listo! ... no listo, no ... inteligente ! inteligente es lo que era !... siempre me dió muestras de ser un amigo de verdad no tan sólo en el deporte sino también en los negocios, que él vivía de los negocios de todo tipo y tenía el bazar aqiuel con su mujer, Pilar...

Cuentan los que lo conocen mejor que Cánovas ha tenido siempre una especie de vocación de servicio orientada a la mejora de la Barceloneta y de su intransferible estilo de vida, donde además de dedicar tantos años a su club de siempre ha tenido una presencia notable en muchos otros campos; en el del comercio del barrio, por supuesto... pero también en los locales de "La Fraternitat" donde crearon un grupo de jóvenes para poder organizar sus propias actividades, además de su participación en alguno de los grupos de teatro amateur del barrio a los cuáles dedicó gran parte de su tiempo de ocio y donde disfrutó ampliamente, como en casi todo lo que hace este hombre de talante positivo, animado y estimulante. Y, claro, inevitablemente, debe hablarnos de la Joaquina Barberá Segurana, la Quimeta ... uno de los pilares fundamentales a los que Alfons ha dedicado casi toda su vida: la Quimeta y la familia, el teatro y el Club Natación Barceloneta. Ahora alguien diría de él que es un emprendedor ... como si la emprendeduría se hubiera descubierto en estos años 2000...

La Quimeta y el Alfons, en una foto tomada a finales del año 1938, aún
en plena guerra civil. Fuente: Archivo familia Cánovas. Ft. SI

A mí las cosas siempre me han hecho ilusión de llevarlas a cabo, como me hizo ilusión que después de ser tantos años presidente del club aún la gente se interesara para que volviera otra vez, que yo pienso "hombre, pues alguna cosa habré hecho bien, no ?"... me hizo ilusión, la verdad, pero no para poder ser más o menos que otro, yo no necesitaba nada afortunadamente: siempre he tenido trabajo en mi oficio o sea que me he ganado bien la vida, pero es que creo que además la vida no es sólo ganar 'cuartos' y llevarlos al banco... lo que es seguro es que siempre he sido... cómo se dice eso ?... un culo de mal asiento. Con el teatro también me ha pasado algo así, que yo lo hacía con muchas ganas pero era amateur y a pesar de eso hubo un momento en que Lola Membrives me quería llevar con su compañía a la Argentina, porque se ve que lo hacía muy bien y tenía mucha memoria

En la segunda etapa de presidente estuve unos diez años más (87-98), por lo tanto estuve en el proceso de la nueva piscina de San Sebastián como ya me había tocado estar en la primera piscina del Paseo Marítimo. Por cierto, que para esta primera me fui a ver al Samaranch que era concejal del Ayuntamiento y fui dos o tres veces para insistirle en que necesitábamos un espacio para entrenar y para competir: por esto, por aquello y por lo otro ... y él comprendió las razones que le daba. Tanto en la primera piscina como en la segunda se dio un proceso para conseguir tener un único club en la Barceloneta, lo que quería decir juntarnos el Atlético y nosotros. Yo esto lo vi enseguida que se tenía que arreglar, aunque en la primera no pudo ser con la nueva piscina se ha conseguido.

Y es que aquí (en la Barceloneta) se ha fundado la natación nacional... porque la natación nacional nació en los Baños Orientales y el Barcelona también nació allí en la playa, si bien después lógicamente ya se ha esparcido por todas partes, pero salió de aquí... hasta el Cataluña sale de aquí, de los Orientales, con Antonio Gay que era el que se encargaba del club y tenía muy buena vista para los nadadores infantiles, como en el caso de su sobrino que fue un gran nadador.

De toda la tarea de directivo del club y de la unión con el Atlético yo creo que lo más importante que hicimos fue unir a la gente, porque lo que a mí me daba miedo es que se formaran dos grupos o dos clubes dentro del club, dos talantes diferentes... que esto no es bueno. Sí que es bueno que haya alguien o algunos que te empujen, seguro, pero que haya enfrentamientos no, eh!... y muchas veces me parece que si tengo alguna virtud es que se cuando he de aflojar, que sé perder y que sé aceptar la derrota ... para poder ganar mas adelante. Yo lo aprendí de los pescadores, el buen pescador de caña o al 'volantí' cuando conviene debe saber dar hilo, para que el pescado se canse porque cuando el pescado está cansado lo maneja como quiere... tienes que dar cuerda cuando conviene: saber perder para poder ganar

Ya desde antes pero especialmente a raíz de la publicación de su libro Alfons se ha visto asaltado en su intimidad por muchedumbres de adolescentes y también de adultos que han querido hacerle una entrevista para aquel o el otro papel ... de la escuela, del barrio o de donde se quiera. Siempre bajo la atenta supervisión de su hijo, él ha estado siempre dispuesto a dar respuesta a todos aquellos a quien le ha sido posible ... como ahora a nosotros mismos, mostrando atención e interés por nuestra presencia. La conversación se ha ido alargando en el transcurso de la tarde y queremos saber si Cànovas se encuentra cansado para tomarnos un descanso... él, sin embargo, se encuentra bien y nos anima a continuar

En el club tuvimos una persona muy importante una vez acabada la guerra que fue Jaime Cabot. Cogió un papel que lo preparó como si fuera un rollo de aquellos que se ponen en el vater, no? ... decía que si lo hacía con hojas sueltas se le perdían los papeles y él con su rollo de papel iba arriba y abajo del barrio apuntando; que el Borrego le decía "donde vas con el rollo del papel del vater arriba y abajo! ..." (ríe) y es que el Cabot iba tomando nota de nombres de conocidos, antiguos socios y amigos a los que podría hacer socios de nuevo o que podrían ayudar al club ... o sea que el famoso papel de vater nos fue de gran utilidad para ayudar a sacar adelante el club. Cabot era farmacéutico de aquí del barrio ... o al menos trabajaba en una farmacia

Con Samaranch se dio una casualidad y es que su chófer era hijo de la Barceloneta, de nombre Solà y se daba el hecho de que yo había ido a la escuela con él. De manera que a pesar de que ya había conocido al Samaranch, Solà nos sirvió para terminar de hacer el pastel. Para la piscina del Paseo Marítimo tal vez no influyera demasiado, pero a menudo no es sólo la ayuda directo sino que a veces es un teléfonazo para decirle a alguien "mírame tal cosa, a ver si esta bien o no..." . Unos años más tarde fuimos compañeros en el Ayuntamiento cuando entré elegido el año setenta; que me presenté, una vez más, porque me lo pidieron diferentes personas y entre ellas este Solà, el chofer de Samaranch, y tuve la suerte de salir elegido que hacía muchos años que no había ningún concejal que fuera hijo de la Barceloneta

También recuerdo con mucho cariño una estancia en EE.UU. en Bloomington como acompañante de Joan Fortuny, de Chicoy y de Jaume Monzó que fueron a hacer un 'stage' para prepararse para los JJ.OO. de México 1968. Pasó como tantas veces, que era por un período de tres meses de enero a marzo de ese mismo año, y a nadie le iba bien de ir... a nadie, eh! ... ni entrenadores ni directivos quisieron ir a este viaje a América porque era un periodo demasiado largo, y es que tres meses para una persona mayor y casada es un sacrificio pero a mí me hacía ilusión de ir y a última hora me lié la manta a la cabeza, como tantas veces, y me fui ... también gracias a que la Quimeta, mi mujer, con la ayuda de Sito y de alguna persona más se hicieron cargo de la tienda

1968 a Bloomington (EE.UU). Fortuny, Cánovas, Monzó con
dos personas de una familia de acogida y Chicoy.
Fuente: Archivo JCE, fondo J. Monzó. Ft. SI

Por aquellas cosas de los prejuicios nos inclinábamos a pensar que en su libro de memorias del que ya hemos hablado hay algo que seguro no saldría: la famosa votación en el Ayuntamiento de 1975 en que la mayoría de concejales votaron en contra de dedicar una parte del presupuesto a la enseñanza del catalán; es lo que se conoció como el 'No al Catalán' que dio para ríos y más ríos de tinta en una prensa que ya empezaba a deshacerse de la autocensura. Claro que el prejuicio consistía en creer que para ser concejal aquellos años se te presuponía cercano al régimen y por tanto Alfons Cánovas habría estado en esta mayoría del no. Una vez leído el libro comprobamos el error de esta apreciación

Sí, sí que sale en el libro ... yo fui defensor del sí, fui valiente, no?... me amenazaron los de la Falange de aquí !... fuera de la tienda había un reloj de aquellos que se colgaban como si fueran una bandera, verdad ? y en aquel entonces me rompían los cristales cada dos por tres. Se que según quien cree que yo era del régimen porque fui concejal en aquella época y por tanto colaboraba con las instituciones oficiales, pero no tenía nada que ver. En aquella votación yo voté que sí a la enseñanza del catalán en las escuelas, que el que llevaba la bandera de la propuesta era el Tarragona... Eduardo Tarragona Corbella.

Foto de la sesión del Ayuntamiento de Barcelona que emitió el 'No al Catalán'
el día 4 de marzo de 1975. Fuente: Diario digital El Nacional.Cat '. Ft. SI

Pero yo nunca he sido de ningún partido político... cuando se acaba la guerra me quedo aquí porque tengo dos hermanos, uno de mayor y el otro mas joven, que son del partido comunista catalán, del PSUC, y estuvieron en el frente con la 27ª división y tuvieron que partir hacia Francia; que me vienen a mí y me preguntan "que hacemos ?" y yo les digo que se vayan, de forma que el Joan y el Antoni no pudieron volver hasta después de diez o doce años. Yo mismo les decía que no volvieran hasta que ya vi que podía hacer algo si es que volvían y había dificultades... aunque de todos modos ellos también tenían decidido marcharse. En un momento yo también estuve montado en un camión para marchar y me viene mi mujer y me dice "si tu te marchas, yo también voy contigo..." y confieso que fue el freno definitivo para no marchar

Alfons Cànovas, buen conversador como es, aún nos cuenta un montón de historias mas que no nos cabrían aquí. En cualquier caso guardaremos siempre en la retina la imagen del hombre que, hasta hace relativamente poco tiempo, cada mañana una vez desayunado y arreglado se iba hacia su tienda de siempre, ocupaba su lugar de honor... bien enfocado frente a la entrada y, sin necesidad de interferir en el trabajo de su familia, iba hablando ahora con uno, ahora con otro... haciendo lo que ha hecho toda la vida, relacionarse con su pequeño-gran mundo de la Barceloneta y su gente... y es que no se puede ser mas 'Bacallà: sec, sec !!'...

Carles Sánchez y Josep Castellví

Conmemoración del 100 aniversario de Alfons Cánovas en las instalaciones del
C.N. Atlètic-Barceloneta en 2017; lo acompañan su hijo Sito, el nieto Alfons
y su nuera Aurora. Fuente: Página web del C.N. Atlètic-Barceloneta. Ft. SI

(*) La imagen que acompañará a los perfiles que irán saliendo en 'Identidades' la hemos cogido prestada de la revista mensual de natación Mare Nostrum, publicada a lo largo de poco más de un año entre 1930 y 1931 por un grupo de nadadores del CN Athletic. La revista forma parte del archivo particular de Juan Antonio Sierra Puerto

(**) Las casas del barrio de La Barceloneta se fueron subdividiendo a causa del exceso de densidad hasta desembocar en la división habitual del 'cuarto de casa' que equivale a una vivienda de poco más de 30 m2.

Cap comentari

Publica un comentari a l'entrada

/
© Infinity. All Rights Reserved | © RL Disseny Gràfic